jueves, octubre 22, 2009

Lluvia de Otoño en Barcelona


Primero, mientras plácido, un azul profundo, turquí.
Luego un gris frío que no cambió hasta mojar todo.
Aplausos sordos, no hubo flashes,
las nubes no tosieron, apenas y se sintieron tímidos rumores.
Al final, el cielo naranja,
olía tranquilo,
y dos arco, uno dentro de otro.
Ahora, otra vez turquí, luego plácido.

2 comentarios:

Polzic dijo...

Muy buen blog! Te invito a visitar el mío!

www.legosargentina.blogspot.com

Muchas gracias!

Tambien estamos en Facebook, hacete fan de Legos Argentina

RastaChippi dijo...

¿Acaso no es así?
A veces es necesario una buena tormenta para llegar al azul.


http://sombrererokrasy.blogspot.com/